Portada » Flora y Fauna

zorro

FAUNA
El Parque posee un interés faunístico particular por tratarse de una zona de transición entre tres grandes regiones ecológicas: la Altoandina, la Subantártica y la Patagónica, con el agregado de algunos elementos propios de las regiones contiguas de Chile. Si bien el área no se destaca por poseer animales de gran tamaño, todavía la habitan los muy perseguidos zorros colorados/ gris y pumas. El parque adquiere gran relevancia para la conservación ya que en esta área se pueden hallar una serie de especies pequeñas que solo pueden ser encontradas en nuestro país, en este zona y alrededores como por ejemplo, el Tucu tucu de Maule, roedor altamente especializado para vivir bajo tierra y varias especies de lagartijas, también un tipo de Ranita cuatro ojos, aún no descripta por los científicos. Entre las aves que se pueden avistar se pueden mencionar cóndores, águilas mora, gaviotas patagónicas, cauquenes o avutardas, bandurrias entre otras.

 

fauna

FLORA
Fitogeográficamente se encuentran representados los Distritos del Pehuén, Subandino y Altoandino Austral (Cabrera, A. 1976). La importancia del Parque Provincial Copahue – y por ende de las urbanizaciones que este alberga dentro de su límites – como muestra fitogeográfica se incrementa teniendo en cuenta que el área se encuentra en una «zona de potenciales transiciones» tanto entre el Distrito Altoandino Austral y el Cuyano, como entre los Distritos Subandino y de la Payunia; constituyendo además el límite septentrional ó norte de la distribución de la Araucaria araucana ó Pehuén en la Argentina (el limite sur está a la altura de San Martín de los andes al sur de la Provincia de Neuquén). La Araucaria araucana, se constituye en el patrimonio natural del lugar, ya que además de ser una especie milenaria, es un árbol muy simbólico en la provincia y para las comunidades mapuches por ser su fruto – el «Piñón» – su base alimenticia.

La estepa constituye el tipo de vegetación predominante, extendiéndose en laderas, mesetas y fondos de valle por debajo de los 2.000 m. Dominan diversas especies de coirones y arbustos bajos y enanos, con porcentajes relativamente altos de suelo desnudo (20 al 60%). Los Semidesiertos y peladares se extienden por encima de los 2.000 m. en las laderas altas del sector occidental y en los filos de las Sierras de Trolope y de los Palos Parados. La cobertura de la vegetación es baja, del orden del 30% en las zonas más bajas, disminuyendo conforme aumenta la altitud, hasta su desaparición por encima de los 2.400 m. Una cantidad considerable de mallines de altura se encuentra asociada a las nacientes hídricas por encima de los 2.000 m.

La vegetación es densa en la zona adyacente a la red de drenaje, intercalándose con vegetación semidesértica y esteparia en las áreas periféricas. Diversos cojines, musgos, gramíneas, juncáceas, ciperáceas y otras herbáceas conforman estos complejos herbáceo-arbustivos, especialmente importantes por su alta diversidad, elevada fragilidad y por el rol que desempeñan en la regulación hídrica.

El ñire, se desarrolla como arbusto, y forma matorrales mono específicos y mosaicos con la vegetación esteparia, ocupando mesetas, laderas y taludes en diversos sectores del área. En muchos casos hay evidencias que indicarían que estos matorrales corresponden a estadios sucesionales secundarios, luego de incendios en bosques de Araucaria o Lenga. El otro Nothofagus presente, la Lenga, forma matorrales y bosques bajos de distribución muy restringida.

Bosque mixturado de Ñires y Araucarias
(Nótese el desarrollo de ñires como matorrales por debajo de las Araucarias)

También se pueden observar durantes los meses de noviembre en adelante flores silvestres como la «Topa Topa» y la «Flor de copahue», mutisias, etc.
Dado que los ambientes predominantes de esta área son de tipo estepario y semidesértico de altura, entorno en el cual adquieren particular relevancia los bosques de Araucaria araucana o Pehuén, los que a pesar de que ocupan una superficie relativamente pequeña dentro del área (en las inmediaciones del Lago Caviahue y en el valle del río Blanco, aproximadamente 2,5 % de la superficie total del Parque Provincial Copahue) uno de los objetivos de creación del área protegida, fue justamente la protección de esta especie relicta, la cual crece en Argentina, solo en una angosta franja de la zona cordillerana, siendo Copahue el límite norte de crecimiento. Las araucarias crecen sobre laderas y afloramientos rocosos por debajo de los 1800 m.s.n.m, desarrollándose debajo de ellas un denso sotobosque de ñires.

flora-y-fauna

A la izquierda: «Cabeza de piñón» (pertenece a la Araucaria hembra y alberga los piñones)
A la derecha: «Amento», es el miembro reproductor de la Araucaria Macho, alberga el polen, que distribuyen para la polinización, los pájaros ó el viento.

Araucaria Macho:
Se pueden observar los amentos ú órganos reproductores.
Araucarias pequeñas:
estos árboles milenarios ó dinosaurios vegetales tienen un crecimiento muy lento. Crecen tan sólo de 3 a 5 cm. por año.